Florent Marcellesi: “Mucha gente me soléis preguntar: ¿pero de verdad puede hacer algo un eurodiputado?”

Florent MarcellesiPor Florent Marcellesi

Pues mirad, con una pregunta escrita de 200 palabras a la Comisión Europea, estoy a punto de volver a poner el derecho internacional, los derechos humanos y los derechos del pueblo saharaui en el centro de las políticas de la UE. Lo que está a punto de provocar una crisis comercial y diplomática entre la Unión Europea y Marruecos (que no existiera hoy si se hubiera solucionado en base a la legalidad internacional el conflicto saharaui).

¿Qué pasó?

En margen de COP22 en Marrakech, varios Estados miembros y Marruecos firmaron una declaración conjunta para la futura cooperación en el ámbito de las energías renovables.

A la vuelta de COP22, como eurodiputado y junto con dos otros compañeros (Terricabras y Evans) pregunté a la Comisión Europea cómo piensa garantizar que el comercio de energía renovable de los Estados miembros con Marruecos no implique al Sáhara Occidental, y así cumplir con la obligación de la UE de respetar el Derecho internacional y los principios de Naciones Unidas.

La semana pasada, recibo la respuesta del Comisario Arias Cañete. Sorpresa mayúscula: por primera vez en cuarenta años y habiendo tenido constancia de la sentencia histórica de la Corte de Justicia Europea, la Comisión Europea –a través de Cañete- reconoce con claridad que “condición jurídica distinta y separada del territorio del Sáhara Occidental con arreglo al Derecho internacional”.

Desde que salió esta inesperada –pero fundamentada y lógica- respuesta, el régimen marroquí ha salido en tromba no solo atacando a Cañete sino también amenazando a la UE de romper cualquier relación comercial y, si no fuera suficiente, de reabrir el grifo de las migraciones hacia Europa, es decir a través de España.

Próximo episodio: este jueves en el Parlamento Europeo donde recibiremos en la delegación Magreb al embajador del Reino de Marruecos en la UE. Allí estaré. Porque esto no ha acabado y la batalla va a ser muy dura, hay mucho en juego a nivel económico, diplomático, migratorio y ético.

Pero, a vuestra pregunta, sí: un eurodiputado puede hacer algo, incluso a veces mucho. En el momento correcto y con los argumentos correctos, podemos ser granos de arena que molestamos la máquina o a veces hasta la cambiamos de rumbo. No lo dudéis, tenemos más poder en nuestras manos de lo que pensamos y tenemos que utilizarlo. Y eso pienso seguir haciendo.

*Florent Marcellesi es eurodiputado Grupo de los Verdes/Alianza Libre Europea

Uso de cookies

porunsaharalibre.org utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies