Presidente saharaui en visita de estado a Mozambique

Brahim Gali en Mozambique

Brahim Ghali, presidente de la República Democrática Árabe Saharaui (RASD) llegó esta tarde en el aeropuerto de Maputo, Mozambique, donde comenzó una visita de estado durante los dos próximos días con reuniones con el presidente Filipe Jacinto Nyusi y las instituciones de Mozambique. Forman parte de la comitiva presidencial Mohamed Salem Uld Salek; Ministro de Asuntos Exteriores, Bulahi Sid; Ministro de Cooperación; Brahim Ahmed Mahmud, Ministro de Estado de Seguridad y Documentación; Fatma El Mehdi, Secretario General de la Unión Nacional de Mujeres Saharauis y Kerbach Mohamed Molud, Consejero de la Presidencia.

El presidente de la RASD está llevando a cabo una serie de viajes estado en el continente africano, después de haber visitado Sudáfrica, Zambia y Argelia, esta visita forma parte de este conjunto de contactos del nuevo presidente.

Mozambique es un aliado del Frente Polisario y la República Democrática Saharaui desde su creación, y fue el sexto país en reconocer al joven Estado Saharaui el 13 de marzo de 1976. Desde 1977 hasta 1982, el Frente Polisario tenía una delegación en Maputo y ya 1982 se inauguró la Embajada de la RASD.

También en la Cuarta Comisión de Descolonización de la ONU, Mozambique ha sido una de las voces que más aboga por el derecho del pueblo saharaui y en la Unión Africana el enviado especial para la cuestión del Sáhara Occidental es el Dr.Joaquim Chissano, ex Presidente de Mozambique.

Esta visita de estado es, por lo tanto, de gran importancia en un nuevo marco político en el que la actuación de la UA y África para resolver la descolonización de la última colonia en África es esencial.

Gali ha dado prioridad y atención a la organización interna del Estado y sobre todo con presencia regular en el ejército saharaui, que a causa de la violación del alto el fuego en El Guergarat está en alerta máxima a pocos metros del ejército marroquí en la zona de amortiguamiento cerca de Mauritania, una situación que puede desencadenar un escenario de guerra.

La entrada en la Unión Africana en Marruecos, es indicativo de una nueva línea de la actuación del reino que se enfrentan a los problemas derivados de la crisis mundial y especialmente europea, busca nuevos aliados y mercados, sin embargo, esta entrada también significó el reconocimiento implícito de la RASD y supuestamente el respeto al documento de fundación de la UA, que es claro con respecto a la integridad territorial y el respeto de las fronteras, lo que significa que Marruecos tendría que retirarse del Sahara occidental rápidamente.

Mozambique es uno de los países que puso fuertes reservas y estuvo en contra de la entrada de Marruecos sin haber que resuelto primero el conflicto, la descolonización y la independencia del Estado saharaui en conformidad con las resoluciones de la ONU.

Relaciones bilaterales

El presidente saharaui, recientemente fallecido, Mohamed Abdelaziz, hizo la primera visita de Estado en 1982 y en 2003 participó en la segunda cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Africana (UA) en Maputo.

Las reuniones bilaterales han sido constantes entre los dos países en los diferentes organismos internacionales en las que participan, asi como en las visitas a los campamentos de refugiados de Tinduf, como fue el caso de la visita en 2015 de una delegación encabezada por el vicepresidente de la Asamblea Nacional y en 2016 con presencia oficial en las conmemoraciones del 40 aniversario de la RASD, del Ministro de Combatentes de Mozambique.

Uso de cookies

porunsaharalibre.org utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies