El sucio negocio del agua en los territorios ocupados

This post is also available in: Português (Portugués, Portugal)

aguaA pesar de existir minas subterráneas de agua potable cerca de El Aaiún esta agua no puede ser utilizada debido a la contaminación causada por las autoridades de ocupación marroquíes.

Las minas subterránea de agua potable, que durante la ocupación española se filtraron y se servían a la población no se puede utilizar. Las autoridades de ocupación vierten en el lugar donde antes se hacia el filtrado y extracción, toda ls aguas contaminadas, contaminándose los suministros de agua potable.

Hoy en día se distribuye durante sólo 2 horas al día en El Aaiun, proviene de las plantas de desalinización.

La población saharaui, ya empobrecida por el apartheid económico, social y político, se ve obligado a comprar agua potable. La utilizada para beber y cocinar les cuesta 60 céntimos el litro, y la de uso general debe ser adquirida y almacenada en tanques de plástico o de metal en los techos de las casas, ya que la distribución de dos horas no llega para las necesidades de las familias.

La distribución “oficial” es cortada a menudo, llegando a cortes de una semana de duración. Para hacer frente a estos recortes la población saharaui se ve obligada a comprar agua no potable de los camiones cisterna de los colonos marroquíes o de las propias autoridades de ocupación, costando cada 200 litros 6 euros.

La embotellada se transporta en camiones desde el norte de Marruecos, sin condiciones mínimas de higiene, llegando a El Aaiún es almacena en los depósitos al aire libre, bajo el sol abrasador durante semanas.

También aquí Marruecos no sólo discrimina a la población saharaui, sino también se beneficia de su sufrimiento.