Fuente: Equipe Media

Desde el primer momento las fuerzas de ocupación han prohibido el paso a todo aquel que quiera llegar a la casa de los presos políticos saharauis.

En el día de hoy la población saharaui preparó una cálida bienvenida para recibir a dos de los ex presos políticos saharauis, Deich Daf y Bakay Arabi, del grupo de Gdeim Izik, condenados en la madrugado del miércoles.

Ambos activistas de derechos humanos, acaban de salir en libertad luego de las duras condenas que el Tribunal de Apelaciones del reino marroquí puso a 19 de los 24 activistas de derechos humanos del grupo de Gdeim Izik.

Recordamos que Deich Daf ha sido puesto en libertad con un condena de seis años y medio., sin embargo, al ser la sentencia inferior al tiempo que ha pasado en la cárcel, se le otorgó la libertad. Con Bakay Arabi ha sucedido lo mismo que con su compañero, también fue puesto en libertad con una condena de cuatro años y cinco meses.

Los preparativos correspondientes para recibir a los ex presos políticos suceden bajo las constantes intervenciones y vigilancia de las fuerzas de ocupación marroquíes, quienes cierran las calles para impedir el gran despliegue de bienvenida que se está organizado en la casa de uno de los ex presos saharauis.

Los presos saharauis llegaron a sus casas, luego de que la policía de ocupación los retuviera unos treinta minutos sin dejarlos pasar por el bloqueo que impusieron, los estaban esperando decenas de saharauis para recibirlos; a pesar de la separación ordenado por las fuerzas de ocupación que hicieron que a muchos otros que deseaban presenciar la celebración no pudieran asistir.

Algunos saharauis que llegaron para recibir a Deich Daf y Bakay Arabi han podido pasar llegando antes de que las fuerzas policiales se congregaran en las puertas y calles del barrio saharaui. Pero a otros no les quedó más remedio, que saltar por los techos de las casas para poder festejar el momento con los otros ciudadanos.

Las fuerzas de ocupación han detenido a al militante Hamza Ansari que, de momento se encuentra enn paradero desconocido y al activista SidiMohamed Aalauat que intento entrar a la casa y se lo denegaron.