Fin de la huelga de hambre de Mohamed Lamin HADDI

This post is also available in: Português (Portugués, Portugal) English (Inglés) Français (Francés) العربية (Árabe)

PUSL.- El Sr. HADDI, preso político saharaui, llamó hoy a su familia durante unos minutos. El teléfono fue llevado a su celda.

Dijo que su salud era tan mala que fue obligado a recibir hoy 3 inyecciones de vitaminas, en contra de su voluntad, lo que de hecho terminó con su huelga de hambre. Estas inyecciones fueron puestas por funcionarios de la prisión.

No fue al médico, a pesar de que no se había podido mover durante 20 días y dijo que “sentía que el lado izquierdo de su cuerpo estaba paralizado”.

También le dijo a su familia que se quedaba dormido varias veces al día sin recordar lo sucedido.

A pesar de su condición y la propia ley marroquí, no ha tenido consulta médica hasta ahora. Haddi no fue trasladado al hospital cuando su salud lo exigió y sigue exigiéndolo. No recibió la visita de su familia ni de su abogada, la Sra. OULED.

Permanece en régimen de aislamiento y su huelga de hambre no ha cambiado nada, salvo que su estado de salud ha empeorado.

Lo importante por ahora es que el señor HADDI sigue vivo, aunque se pueda concluir, después de su llamada, que se ha causado un daño irreversible a su salud.

Su familia y su abogada, Sra. OULED, agradecen a todas las personas y organizaciones que apoyaron al Sr. HADDI. Aprovechan la oportunidad para recordar que el apoyo a los presos de Tiflet2 sometidos a condiciones de detención inhumanas no debe cesar hasta que los presos sean atendidos por un médico y trasladados a otra prisión.

Por eso la campaña para acabar con el maltrato debe seguir dando sentido a estos 69 días de huelga de hambre.

Se debe permitir una visita urgente de su familia o de su abogada porque será la única manera de tener una idea real del estado de salud del Sr. HADDI.

22 de marzo de 2021
Familia del Sr. Haddi / Abogada Olfa Ouled