Nuevo ataque de las fuerzas de ocupación marroquíes contra la familia de la activista saharaui Sultana Khaya

PUSL.- Esta pasada madrugada, miembros de la ocupación marroquí han protagonizado un nuevo ataque contras las hermanas Khaya.

De madrugada las fuerzas de ocupación marroquíes cortan la luz a la vivienda familiar de la activista saharaui Sultana Khaya en Bojador, Sahara Occidental ocupado, motivo por el cual las hermanas salieron a la calle haciendo una sentada como muestra de protesta por el continuo acoso y asedio que sufren desde hace más de cuatro meses, siendo sometidas a un cerco y arresto domiciliario sin haber presentado ningún cargo contra ellas. Lo que convierte esto en nada menos que un cerco de ocupante militar a civiles o sea un acto de guerra.

A las tres de la madrugada se presenta en el lugar el jefe de la policía militar que golpea a las hermanas Khaya con porras lesionando y dejando tirada en el suelo a Ouarra Khaya, hermana de Sultana.

Tras esta agresión la casa fue rodeada por las fuerzas de ocupación marroquíes que quitaron a la familia las baterías, que utilizan para alumbrarse cuando les cortan el suministro eléctrico, y permanecieron en el lugar con el fin de intimidarlas.

Este continuo acoso y la violencia que Marruecos emplea continuamente contra esta familia está causando graves consecuencias a los menores que viven en la casa, sometiéndolos continuamente a situaciones traumáticas impidiendo que desarrollen una vida que cualquier niño necesita, no pudiendo descansar ni realizar las actividades necesaria y lógica para la edad de los mismos.