Esta entrada también está disponible en: English (Inglés) Français (Francés)


ESTOCOLMO – La parlamentaria sueca Lotta Johnsson Fornave interpeló al ministro sueco de Asuntos Exteriores sobre la grave situación de los derechos humanos en los territorios ocupados del Sáhara Occidental, a la vista del agravamiento de las violaciones marroquíes contra activistas y periodistas.

La Sra. Johnsson, miembro de la Comisión de Asuntos Exteriores y Defensa del Parlamento, se preguntó si el ministro de Asuntos Exteriores convocaría al embajador de Marruecos en Suecia para protestar por las violaciones cometidas contra Sultana Khaya y otros civiles, activistas y periodistas saharauis.

También preguntó si el ministro de Asuntos Exteriores tiene la intención de plantear las violaciones marroquíes de los derechos humanos en el Sáhara Occidental ocupado ante la ONU, la UE y en las conversaciones bilaterales con países influyentes de la región, como España y Francia.

La Sra. Johnsson señaló, en este sentido, que la situación en los territorios ocupados es preocupante, informando de 160 violaciones de los derechos civiles, políticos y de la mujer y de la 4ª Convención de Ginebra denunciadas desde la violación por parte de Marruecos, el 13 de noviembre de 2020, del acuerdo de alto el fuego con el Frente Polisario.

Señaló que esta situación puede persistir con la prohibición de entrada al territorio de periodistas y organizaciones de derechos humanos, además de la ausencia de un mecanismo de supervisión de los derechos humanos para la MINURSO.

En este contexto, el parlamentario sueco mencionó el caso de Sultana Khaya, que se encuentra bajo arresto domiciliario y que, junto con su familia, es víctima de varias violaciones de los derechos humanos.

Por último, la Sra. Johnsson preguntó a la ministra sueca de Asuntos Exteriores si tenía intención de plantear la cuestión de la ampliación de las prerrogativas de la MINURSO para incluir los derechos humanos en los territorios ocupados.