(SPS)- El senador de Compromís Carles Mulet se ha dirigido al ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España, José Manuel Albares, solicitando que aclare cuales son las “medidas” del Gobierno de España en relación a la grave situación de los derechos humanos en las zonas ocupadas del Sáhara Occidental o las acciones diplomáticas para poner fin a “la represión del régimen marroquí al pueblo saharaui “.

El portavoz de la organización política en el Senado ha registrado la pregunta en la cámara citando la carta enviada por el Movimiento por los Presos Políticos Saharauis, colectivo que lleva un años manifestándose todos los lunes ante la sede del Ministerio de Exteriores de España para exigir la inmediata intervención de España y denunciar la lamentable situación de los activistas saharauis condenado de forma ilegal por el régimen de ocupación marroquí. 

En el mensaje entregado a la oficina del ministro, el colectivo traslada su indignación al ministro para “que medie diplomáticamente, tanto en el seno de la Unión Europea, como ante el grupo de países ¿amigos del Sahara Occidental¿, y actúe especialmente ante Marruecos, para que estos abusos se dejen de producir”.

“Abidin Mohamed Fadel El Bar, de 24 años ha sido condenado a 4 años de prisión, así como Mohamed Aghdaf Haidi, de 17 años de edad, purgará un año de cárcel, y Hmdnah Mohamed AbbaAli, año y medio”, son algunos de los ejemplos citados en la carta para reflejar “la insensatez y el ensañamiento con que se trata a los saharauis” por celebrar la victoria deportiva de Argelia en la Copa Arabe de Futbol.

“No solo denunciamos el trato inhumano que se da a los presos saharauis en las cárceles marroquíes, denunciamos las condenas injustas y absurdas” contra activistas civiles que han sido condenado a cadena perpetua por manifestar públicamente su apega a la legalidad internacional

Recordado las declaraciones de ministro, “refiriéndose  en varias ocasiones al sufrimiento que produce el conflicto del Sahara Occidental, que dura décadas”, el colectivo señala que “un primer paso para paliar este sufrimiento sería acabar con la injusta situación en la que se encuentran los presos políticos saharauis”.

El Movimiento por los Presos Políticos Saharauis cumple el primer año de protestas ante el Ministerio de Exteriores de España para condenar las ilegales detenciones y encarcelamientos de activistas y ciudadanos saharauis por parte del régimen de ocupación marroquí.

Cada lunes se reúnen La Plaza de la Provincia, sede del despacho del ministro José Manuel Albares, para exigir una inmediata intervención de España , responsable de la actual situación en el Sáhara Occidental, para poner fin al sufrimiento de activistas y familias que han sido sometidas a condenas atroces por el simple hecho de reclamar de forma pacífica el cumplimiento de la legalidad internacional.