Esta entrada también está disponible en: English (Inglés) Português (Portugués, Portugal) Français (Francés)

Argel- aps.dz- El enviado especial encargado del Sáhara Occidental y los países del Magreb en el Ministerio de Asuntos Exteriores y de la Comunidad Nacional en el extranjero, Amar Belani, declaró el lunes que el regreso del embajador argelino a Madrid “será decidido soberanamente por las autoridades argelinas en el marco de aclaraciones previas y francas para reconstruir una confianza gravemente dañada”.

En una declaración a APS, Belani afirmó que “el regreso del embajador argelino a Madrid será decidido soberanamente por las autoridades argelinas en el marco de aclaraciones previas y francas para reconstruir una confianza gravemente dañada sobre la base de principios claros, previsibles y coherentes con el derecho internacional”. En cuanto a los que especulan ingenuamente con “un enfado pasajero de Argelia, no están en fase con la realidad”, respondió.

A propósito de las últimas declaraciones del jefe del gobierno español, Pedro Sánchez, el enviado especial declaró: “Son palabras desconcertantes y ligeras, que corresponden a la voluntad de eximirse de la pesada responsabilidad personal en la adopción de este sorprendente giro sobre la cuestión del Sáhara Occidental, que rompe con la tradicional posición de equilibrio de España”.

El enviado especial argelino para el Sáhara Occidental indicó que Sánchez pretende hacer creer de una forma “cándida” que la “nueva posicióndel gobierno español sobre la cuestión del Sáhara Occidental está en línea con las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y que también está en línea con la posición de otros países. Con ello, parece olvidar que España tiene una especial responsabilidad, tanto moral como jurídica, en su condición de potencia administradora de juré (estatus recordado en 2014 por la Audiencia nacional) y como miembro del Grupo de Amigos del Sahara Occidental ante el Secretario General de la ONU”.

Además, añadió el diplomático, el planteamiento que consiste en relativizar la gravedad de este cambio de posición del gobierno español sobre la cuestión del Sáhara Occidental comparándolo con la posición de algunos países sobre la autonomía es “abusivo y no refleja la realidad”. Recordó que la administración estadounidense se refiere a “un enfoque potencial”, mientras que Francia indica que se trata de “una base” y que el gobierno alemán se ha pronunciado sobre esta opción calificándola de “base posible”.

Para el Sr. Belani, “estamos lejos de la afirmación perentoria de que la autonomía sería la base más seria, realista y creíble, lo que equivale al reconocimiento indebido de la marroquinidad del Sáhara Occidental, un territorio no autónomo”.